Noticias

Caminando hacia lo esencial. Diálogos esenciales

11 | 06 | 2022

Encuentro explosivo, en la llegada y en el comedor, cuánto tiempo sin experimentar el tener la oportunidad de darnos un abrazo, el sabor de romper la frialdad y de sentir que se nota que unas y otras hemos compartido en la vida procesos en la vocación, experiencias de pasos hacia lo esencial, el fuego de la llamada.

La presencia de Sor Juana Mª, la invitación a abrazar el camino, el camino de nuestra vulnerabilidad. Caminamos hacia lo esencial iluminadas por una reflexión interior, que será el contenido de lo que el P. Guillermo Campuzano (CM) desde Chicago nos animará a ir descubriendo con su gran experiencia interior y de sinodalidad.

“Los que escuchen vivirán” (Jn. 5,17-30)

Ojos abiertos, oídos despiertos, toda una lluvia de mensajes motivadores iluminados por la Palabra, una mirada hacia el Concilio Vaticano II, hacia las Asambleas Provinciales. Descubrimos las semillas de la sinodalidad que fueron engendradas en el Concilio. Hoy el Papa Francisco nos decía con firmeza y cariño “No tengan miedo”, no tengan miedo de la novedad del Evangelio.

El P. Guillermo como buen vicenciano nos sitúa, en nuestro momento concreto, una mayoría celebrando bodas de oro, nos despierta y nos invita a no sentirnos cómodas en ritualismo, no dejarnos embargar por la duda, pero sin caer en el desgaste del sentido de pertenencia. Sí que nos importa, intentarlo es un acto profético. Decía que las Hijas de la Caridad no se dan por vencidas.

Comunión, participación, misión. El que tiene oído, oiga lo que el Espíritu dice a las Iglesias. (Apocalipsis 2 y 3)

La crisis de nuestra vida está cuando está distante del Evangelio.

La Asamblea Provincial nos ayudó a situarnos en: La ecología, los derechos humanos, lo relacional, el acompañamiento a las nuevas generaciones.

Los testimonios expresados por el Padre y lo relatado de Sor Judith Rojas, desde la fuerza del Espíritu y del corazón, nos dejaron el aliento contenido, intentando que invadieran nuestro interior y dejando que fluyera el deseo de ser valientes y testigos de un Dios que da y es fortaleza en la adversidad para llegar incluso al heroísmo. “La mística del  asombro”. La vida solo existe cuando estalla desde dentro. La vuelta a la interioridad.

dialogos esencialesEl modelo de comunidad local. La vida está siempre en tensión. La tensión de la vida 
en la persona solo se resuelve desde la sanación de la herida relacional, opciones libres y 
conscientes y desde los diálogos curativos, diálogos de esencialidad.

Varias canciones, El Dios discreto. No hay que pensar el aire… Escojo la vida…

Un trabajo de grupo experiencial, apoyándonos en la riqueza de lo escuchado y lo personal, nos ayudó a sintetizar algunos puntos que compartidos pasarían a ser nuestra aportación, nuestro objetivo y nuestro compromiso en la etapa personal en que cada una nos encontramos.

El Padre transmitió vida y nuestra comunicación también fue un regalo. La distribución del tiempo una sorpresa; poder disponer de espacio para profundizar, un recorrido hacia lo esencial y un reconocimiento de la vulnerabilidad.

Dialogos EsencialesLa ruta de la esperanza, la permanente opción por el camino, las fuimos concretando en cada una de nuestras vidas. Encontrar la novedad de cada día.

Disponibilidad radical.

Recuperar el sentido de la utopía…

La Liturgia ha completado el camino de manera excepcional.

Gracias por las oraciones, por la Eucaristía, por el ambiente y por la oportunidad de diálogos esenciales y dar respuesta a ¿De qué habláis por el camino?.

Sor María Vidal